Delegación de la Mujer
Galería de Fotos
Artesanos
Noticias de Libertador

Webmail

 

 

En Libertador la manufactura artesanal es una actividad en auge: Existen desde los ladrillos artesanales como asimismo las labores en asta, madera y metales, solo por nombrar algunas. La muestras fotográficas son elocuentes.

 

El artesano es portador de un patrimonio cultural intangible, selecciona sus materias primas y utiliza técnicas ancestrales trasmitidas de generación en generación.

 

El proyecto Arandú Porá tiene como actividad principal la producción de artesanías tradicionales folklóricas a partir del trabajo de materias primas como cuero, madera, metales y astas.

Cada uno de los integrantes del grupo posee entre 5 y 25 años de experiencia en la actividad artesanal y son reconocidos en la comunidad por la calidad de sus trabajos, sus habilidades y sus conocimientos adquiridos a través del tiempo en las prácticas y técnicas. Cada artesanía posee un diseño tradicional y único que lleva la “marca registrada” del artesano que la produjo.

Estas artesanías son comercializadas principalmente en festivales folklóricos y ferias de artesanías a nivel nacional y provincial, donde generalmente son fieles representantes de nuestra provincia. También se venden en el mercado local y venta directa.

 

  

 

El objetivo del proyecto “Arandú Porá” es ampliar el mercado y difundir las variadas artesanías y productos tradicionales de la provincia. Cuenta con el apoyo constante de la Municipalidad de Pueblo Libertador a través de la Secretaria de Cultura, a cuyo cargo se encuentra el Sr. Oscar Olguín; también de la Dirección de Cultura de la Municipalidad de la ciudad de Esquina. Así también del PRODERNEA (Proyecto de Desarrollo Rural de las Provincias del Noreste Argentino), de la SAGPYA (Secretaria de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos) y del FIDA (Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola).

 

Las artesanías se clasifican en tres grupos, dependiendo de la materia prima utilizada:

Ø Madera.

Ø Cuero.

Ø Metales.

Ø Astas.

 

Municipalidad de Pueblo Libertador - Esquina - Corrientes - Argentina  

 

Madera:

Incluye todos los trabajos realizados en maderas duras y blandas, con distintos fines y utilidades como muebles rústicos de hechura popular (llaveros, mates, tablas, morteros, peinetas, relojes), herramientas, adornos (imágenes gauchescas o religiosas) e instrumentos musicales.

 

 

 

Las guitarras criollas son realizadas con técnicas Jesuíticas-Guaraníes. 

Estas técnicas fueron traídas a las misiones por los padres jesuíticos hace 400 años en las zonas correntinas de Yapeyú, transmitiendo sus conocimientos de generación en generación hasta nuestros días.

Para la elaboración se utilizan maderas macizas nacionales e importadas con muchos años de estacionamiento y el lustre es a muñeca o con sellador y laca, que les brinda un importante diferencial en cuanto a calidad. Entre las maderas nacionales podemos destacar el algarrobo negro, guayacan negro, guayubira, incienso, pino alerce, etc.; y entre las importadas, el ébano, abeto, palisandro, jacarandá, etc.

 

Cuero:

Los trabajos pueden ser elaborados con el cuero en forma natural (cuero crudo) o con un tratamiento previo (curtido), especial para talabartería.

Se utiliza tanto el cuero vacuno como el de carpincho. Algunos de los realizados son llaveros, cintos, alpargatas, carteras, billeteras, fundas para celulares, bolsos porta termos, piezas de arreo (cabezadas, cinchas, riendas, estriberas) y monturas.

 

Astas:

En esta categoría se pueden encontrar diversas artesanías realizadas en astas. 

La cornamenta vacuna ha sido tradicionalmente utilizada en el país para la elaboración de recipientes para líquidos o chiflas, vasos, mates, yerberos, anillos, hebillas, percheros y estribos.

 

Metales:

Los metales de mayor arraigo por los artesanos son la alpaca y la plata, destacándose la cuchillería por excelencia en esta categoría.

El cuchillo correntino tiene aproximadamente 100 años de historia, y viene de los orientales: el sable, el espadín, el “caro nero”. El cuchillo correntino tiene un botoncito que es donde sale la espiga y eso lo diferencia de los demás. El espadín es el que usó el gaucho y el caro nero viene con la historia de los chasquis, de la mensajería, ya que eran armas primordiales para ellos, con eso se defendían de los ataques.

Sin embargo, el cuchillo chico –de 12 a 16 cm.- nació a raíz del quiebre del cuchillo grande, en una pelea o tras una gran helada, ya que al que se le quebró no le queda mejor idea que redondearle la punta y seguir usándolo, pero ya no como arma, sino como cuchillo de cocina o para comer un asado.

Jorge Monzón, artesano de cuchillos, elabora sus productos con materiales muy originales, que se recuperan, como elásticos de autos en desuso, espadas de motosierras, discos de arado, etc. 

A los mangos los fabrica con una madera autóctona (algarrobo), con cornamentas de ciervos, diversos cueros de la región y muchos materiales exóticos y característicos del campo correntino.